Las Labores de Paloma: La canastilla de Ane

miércoles, 5 de abril de 2017

La canastilla de Ane


Nuestra cuñada Itziar y sus amigas nos encargaron un regalo muy especial para la nieta de otra amiga, 


Nos pusimos manos a la obra y aunque  fué un mes de muchos encargos, llegamos a tiempo y parece ser que hemos acertado.


Como siempre buscamos una caja rosa, la forramos con el papel que luego nos servirá de cierre, y empezamos a meter las cositas que componían la canastilla.


El pelele rosita, esta vez tejido con una lana muy fina, que como Ane va a veranear en el norte, allí nunca está de más la lana.



Una vez envuelto en su papel de seda rosa e identificado con su tarjeta, empezó a llenar la caja.


El conjunto de perlé, no podía faltar, con sus patucos cortos, su cubrepañal y la chaquetita de manga corta. 





 y todo envuelto por separado para darle más emoción a la caja.



La chaqueta de lana, también finita, esta vez con los patucos altos.  Esta chaqueta tiene la ventaja de que si se usa desde el principio va cediendo y al final les sirve durante varios meses.



Ahora a los niños desde que nacen, les ponen un gorro y unas manoplas, para que no se arañen, y no podían faltar en la canastilla.


y seguimos llenando la caja.



Unos baberos para que Ane no se manche, unos plastificados y otros no.


Protectores para mamá, para que no se manche la ropa después de que Ane coma.



Unas gasas suavecitas que siempre viene bien tener a mano



Unos bodies rosas para estar bien calentita,



y unos pijamas para dormir bien.



No podía faltar un conejito achuchable para que le acompañe en sus paseos.



y la caja sigue llenándose.



Y para terminar unas galletas para que los padres de Ane repongan fuerzas, mientras se acostumbran a sus nuevos horarios.


Esta vez hemos elegido a Jemina, la pata de Beatrix Potter para las etiquetas, porque para una niña me parece genial y con su capa rosa queda muy bien con los paquetitos.


Una vez cerrada la canastilla con el papel con el que hemos forrado la caja, ponemos la etiqueta de bienvenida  y


y lo lacramos para que la sorpresa sea mayor.

Me alegro que hayáis triunfado con el regalo, que la abuela de Ane esté tan contenta con sus amigas y esperamos que hayan disfrutado muchísimo abriendo los paquetes uno a uno y  que Ane, sea este verano la niña más guapísima de Zarautz.

¡Enhorabuena a toda la familia!